Una de las hermanas, de 17 años, escapó de la casa familiar y llamó al 911. Los padres fueron encarcelados por torturas. La abuela paterna de las víctimas dijo que la pareja “se sentía llamada por Dios a tener tantos hijos.”


Source by [author_name]