La política antiinflacionaria del Gobierno, apoyada en las metas de inflación del Banco Central, sigue sin dar resultados. La suba de precios se mantiene al mismo ritmo que en 2015, luego del record de 41 por ciento de 2016.



Source link

Compartir
Artículo anteriorEl camino del dinero
Artículo siguientePromesas de más Cesac