La baja de los mercados globales y el impacto en las pizarras locales (Reuters)

La baja de los mercados globales y el impacto en las pizarras locales (Reuters)

La crisis de Turquía, el dólar en el nivel más alto de los últimos 13 meses contra todas las monedas del mundo, la guerra comercial entre Estados Unidos y China a la que se suma la que mantiene con Europa, México y Canadá, más el “efecto cuaderno”, es un arsenal que cayó sobre la economía argentina y elevó su riesgo país a 749 puntos, contra los 700 del viernes.

Desde principios de 2015, la Argentina no enfrentaba un riesgo tan grande con la diferencia que en aquella época la tasa de interés en Estados Unidos era de 0,25% y ahora es de 1,90%.

Desde principios de 2015, la Argentina no enfrentaba un riesgo tan grande con la diferencia que en aquella época la tasa de interés en Estados Unidos era de 0,25% y ahora es de 1,90%

Si la Argentina quiere financiarse hoy, de acuerdo al riesgo país debería pagar una tasa de 10,36% anual. La tasa es elevada pero no hay fondo o banco en el mundo que suscriba bonos que tengan ese rendimiento porque es prestarle a quien tiene elevados riesgos y las normas de cada fondo impiden esas operaciones. Por eso la Argentina debió tomar medidas para defenderse, pero con las limitaciones que le impone el FMI.

Licitación de “súper martes”

El primer paso es eliminar desde aquí a fin de diciembre el stock de Lebac en poder de los particulares. Los bancos no podrán participar de las licitaciones de Lebac, ellos tendrán acceso a otros títulos públicos como Nobac a 1 año o Leliq. De esta manera, las Lebac, que nacieron como instrumento de regulación monetaria y se transformaron en un bono de inversión gracias a sus elevadas tasas, volverán a cumplir la función original. Los particulares a un ritmo de $100.000 millones mensuales, deberán despedirse de las Lebac. Como el stock es de casi $1 billón, el medio billón restante estará en poder de los bancos que no los podrán negociar en el mercado secundario.

Caputo, esta tarde, en el Central

Caputo, esta tarde, en el Central

Con esta medida, el Banco Central quiere desactivar la principal “bomba” del sistema. Por eso de la licitación del martes por $236 mil millones –vencen 336 mil millones, pero el Central absorbe $ 100 mil millones– podrán participar solo los inversores no bancarios que tengan cuenta en la Argentina. Las Lebac que se licitan son a 35, 63 y 98 días de plazo.

Los bancos, tienen reservada el martes la licitación de Nobac (Notas del Banco Central en pesos) con cupón fijo o cupón variable trimestralmente que se forma con la Tasa Mayorista (TM20) que se forma con el promedio de lo que pagan los bancos por plazos fijos de entre 30 y 35 días por más d $ 20 millones, más un spread (tasa adicional) a licitar. Las dos Nobac serán a un plazo de 364 días.

Los analistas creen que los fondos ya limpiaron sus carteras de estos títulos y esto puede favorecer su recuperación

Por otra parte, al suspender la licitación diaria de USD 50 millones y licitar 500 millones para el martes por cuenta del Tesoro, busca aplacar el precio del dólar. Es una medida similar a un calmante. El Central tiene la idea de hacer una licitación mensual de similar monto. Pero todo vale para ganar tiempo.

El tema es que hace el Tesoro con los pesos que recibe. Si cancela deuda con el Central, ayudará a secar la plaza. Por otra parte, fijó la tasa de referencia en 45% hasta octubre.

La divisa cerró en $30,87 (Adrián Escandar)

La divisa cerró en $30,87 (Adrián Escandar)

Mientras tomaba esta medida, la Lebac a un día alcanzó una tasa de 73% y la de 36 días se fue a 49% anual. El dólar trepó en bancos y casas de cambio hasta $30,87 para luego de conocerse las medidas cerrar a $30,68, 88 centavos sobre el precio del viernes. El “blue” cerró a $30,85.

En la plaza mayorista, donde se negociaron tan solo USD 468 millones, la divisa cerró a $29,97 luego de tocar un máximo de $30,35. El valor de cierre está 77 centavos por encima del viernes.

Las reservas perdieron USD 253 millones a 56.621 millones. La suba del dólar frente a las demás monedas y el oro hizo que se perdieran 117 millones. A Brasil se le pagaron 3 millones.

Al suspender la licitación diaria de USD 50 millones y licitar 500 millones para el martes por cuenta del Tesoro, busca aplacar el precio del dólar

El dólar tuvo un avance importante en Brasil donde subió 1,6%. En Chile el alza fue de 1%. En México la revaluación de la moneda norteamericana fue de 1.34% y en Turquía, 8,49%. La Lira turca acumula una devaluación superior a 50% en lo que va del año y está preocupando al planeta.

Frente a las seis monedas más importantes del mundo, el dólar avanzó 0,06%.

Es la cuarta caída consecutiva de monedas de emergentes y la divisa de Estados Unidos alcanzó el nivel más alto desde junio de 2017 en el DXI, el índice que engloba al yen, la libra esterlina, el euro, el franco suizo, dólar canadiense y la corona sueca.

Por supuesto, cayeron las bolsas del mundo incluido Wall Street y el Nasdaq, donde el Dow Jones perdió 0,50% y los bancos fueron las mayores víctimas de la crisis turca. Las bolsas de Asia tuvieron bajas generalizadas. Japón, el mercado más importante, retrocedió 1,98%. En Hong Kong la caída fue de 1,52% y China cedió 0,43%.

En Europa las pérdidas de los principales mercados accionarios promediaron 0,50%.

En la Argentina, la baja del índice Merval de las acciones líderes, perdió 2,96%. En el peor momento del día la baja fue de 3,91%. Los negocios alcanzaron a $ 1.031 millones, un volumen que habla de la profundidad de la crisis. Acá perdieron hasta los más conservadores.

De nada sirvió seleccionar acciones o bonos porque todos sucumbieron ante el dólar billete.

Fuente: Rava

Fuente: Rava

En Estados Unidos, los ADR’s argentinos perdieron hasta 8,68% como fue el caso del Banco Supervielle. Banco Francés bajó 8,18% y Macro, 7,23%. El único papel que cerró en alza fue Despegar (+2,69%). Los ADR’s son certificados de acciones que cotizan en dólares en Wall Street.

En el mercado de títulos de la deuda, se negociaron $12.718 millones. El Bonar 2024, el bono de referencia en dólares aumentó 0,55% pero el 2020 perdió 1,19%.

La tasa de retorno del Bonar 2024 alcanzó un nivel absurdo: 12,12%. El cupón de este bono es de 8,75%. Es decir que la paridad de este bono está absolutamente baja. La caída de la paridad de los bonos es el daño más grande que padece la Argentina. Los analistas creen que los fondos ya limpiaron sus carteras de estos títulos y esto puede favorecer su recuperación. Cuanto más bajo el precio de estos bonos, más alto es su rendimiento y más elevado el riesgo país.

Cayeron las bolsas del mundo incluido Wall Street y el Nasdaq, donde el Dow Jones perdió 0,50% y los bancos fueron las mayores víctimas de la crisis turca

Para Juan Manuel Pazos, Head Strategist de Puente, “la efectividad de estas medidas se verá en el examen que se deberá afrontar el miércoles cuando se liciten las Letes (Letras del Tesoro) ¿Qué tasa le pedirán? ¿Atraerá a inversores que las elijan sobre el dólar?”.

Para Fernando Luciani titular del Mercado Argentino de Valores, “hay que ganar tiempo, pero el ajuste va a ser más duro sobre la economía real y especialmente para las Pymes”.

Martín Redrado es más precavido sobre el efecto de estas medidas, no ve un resultado significativo, porque la crisis es grande y el país está vulnerable.

Seguí leyendo:

El dólar superó los 30 pesos, mientras persiste la presión devaluatoria en todas las economías emergentes

Carlos Rodríguez: “Estoy asustado, las señales que importan son las del mercado y no son buenas”



Source link