La frase, del ministro de Producción, alude al alineamiento casi automático de los dos mandatarios con las políticas comerciales de la Unión Europea, diferenciándose de sus respectivas antecesoras. Desde París, Cabrera afirmó que “se aceleró la negociación”.



Source link