Las modificaciones mayúsculas que introdujo el Gobierno con un decreto de necesidad y urgencia están en línea con los planteos de la OCDE, un organismo de países ricos con políticas ortodoxas al que la Argentina se quiere integrar.



Source link