Los grandes operadores financieros han iniciado una lenta pero persistente dolarización de sus carteras de inversión, lo que está poniendo presión en el mercado cambiario. La paridad alcanzó un nuevo record histórico. Alza de acciones y bonos.



Source link