En su visita a Chile, en enero pasado, el Pontífice había mostrado su respaldo al cuestionado Juan Barros, acusado de encubrir casos de abuso sexual a menores por parte del también obispo Fernando Karadima, su mentor eclesiástico.


Source by [author_name]