Una investigación periodística sobre la arquidiócesis de Boston descubrió que trasladaba de parroquia en parroquia a cada cura denunciado por abuso. Nunca respondió judicialmente por ello.


Source by [author_name]

Compartir
Artículo anteriorMedicar mejor
Artículo siguientePensada para los sin techo