Sirio Astolfi fue uno de los abogados que representó a Marsans en el inicio del juicio que el Estado perdió en el CIADI. Los derechos luego fueron vendidos al fondo Burford. Macri cuestionó al gobierno anterior, pero obvió el conflicto de intereses.



Source link