A pesar de los esfuerzos del equipo económico por transmitir tranquilidad a los mercados, la agencias internacionales encendieron luces de alarma sobre la economía argentina. Algunas de ellas lo hicieron, inclusive, antes de que se conociera el aumento de la tasa de interés que el propio ministro de Hacienda reconoció que era recesiva.



Source link