El reconocimiento del Papa de sus “errores de apreciación” sobre los abusos y los encubrimientos derivaría en la remoción de los cuatro prelados implicados. Francisco recibirá la semana próxima a tres víctimas del condenado Fernando Karadima.


Source by [author_name]